Compra Libros en Amazon.com

Todos salvo él


Todos tranquilamente sentados frente a sus computadoras aprendiendo los secretos y las artimañas de un oficio, haciendo los ejercicios y las tareas que les fueron encomendadas, salvo él.
Él es el único que está sentado pero su mente está de pie, él es el único que está mirando, pero sin ver, el único que está “despierto”. Lentamente se levanta y deja su lugar, el custodio le indica que permanezca en su sitio realizando la tarea al igual que sus compañeros. Los gritos del guardián no lo detendrán y él de una patada desparrama las partes de una computadora obsoleta, casi instantáneamente lo otros lo imitan.
El mensaje de alarma que lanza el guardián por su radio atrae a miles de custodios que están prestos para entrar en acción. La orden es clara “nadie debe escapar, nadie que por un instante haya sido capaz de disfrutar de la libertad debe escapar”. El sistema de ventilación se cierra y por debajo de la puerta un gas color azulado hace irrespirable la atmósfera.
Todos saben que no tienen más por hacer que disfrutar sus últimos y únicos minutos de libertad. Incluso el guardia, arroja su arma y reconoce el placer de no tener que obedecer nunca más.
Pocos segundos después todos están muertos. Todos, salvo uno que vive y seguirá viviendo en el espíritu de aquellos que se ponen de pie cuando se les ordena vivir de rodillas.


Gracias por haber visitado mi página, si puedes dale click a una de las publicidades que estan en este post para poder seguir con este proyecto. ¡Gracias de nuevo por la visita!
Publicar un comentario